Un momento especial para Carmen De la Rosa, quien ha sido residente del alto Manhattan por la mayor parte de su vida.

“Bueno, estoy agradecida de que cuando reflexioné sobre el momento me sorprendió que mis padres estuvieran conmigo en ese momento en que juré. Y cuando levanté la mano, ellos también levantaron la suya», relato De la Rosa.

De la Rosa hizo historia en noviembre al ser la primera mujer como concejal del distrito 10.

«¡Hoy juré como miembro del consejo del décimo distrito! Soy muy afortunada de haber tenido a mi familia conmigo, ¡Lo que soy es gracias a ellos! ¡Gracias comunidad por la oportunidad de servir! Distrito 10 estamos listos!», escribió De la Rosa en un mensaje en redes sociales cuando fue juramentada en el nuevo cargo.

Después de ser asambleísta por cinco años, ahora asume el nuevo papel de representando los residentes en Inwood, Washington Heights y la sección de Marble Hill en El bronx.

Hoy hablamos de los problemas que quiere enfrenta… dice que muchos en las comunidad le han pedido mejoras en las calles.

“Tenemos un problema, obviamente, donde hay mucha basura, muchos desperdicios. Se siente como un abandono en la comunidad. Tenemos que asegurarnos de que los recursos estén aquí para nosotros. Limpiar nuestra comunidad», dijo De la Rosa.“Tenemos un problema, obviamente, donde hay mucha basura, muchos desperdicios. Se siente como un abandono en la comunidad. Tenemos que asegurarnos de que los recursos estén aquí para nosotros. Limpiar nuestra comunidad», dijo De la Rosa.

La nueva concejal también quiere abordar una multitud de problemas que enfrentan los residentes con la vivienda y asegurarse de que las familias trabajadoras tengan protección en los lugares donde viven.

“Espero que puedan ponerme en el comité de vivienda como miembro de ese comité para que pueda seguir analizando, investigando y llevando a casa a esos propietarios».

Como madre de una hija de 7 años que asiste a la escuela publica en la comunidad, De la Rosa sabe que es necesario mejorar la educación en este distrito.

“Una de las leyes que estamos discutiendo ahora mismo en el Concejo Municipal es el tamaño del número de niños en un aula. Tenemos que asegurarnos de que los niños tengan espacio para aprender que son dignos y yo también los estaré apoyando», agregó De la Rosa.

También planea trabajar en obtener más protecciones para los propietarios de pequeñas empresas como restaurantes, bodegas e incluso taxistas.

Estas industrias están compuestas en gran parte por trabajadores inmigrantes y ella dice que han mantenido a la ciudad en funcionamiento durante la pandemia.