Ana Pereyra, una secretaria general efímera (CDP NY)

ContigoNews 27 abril, 2018

Por Miriam Ventura (MV)

Tendrán ojos para ver los que quieran ver. El Colegio Dominicano de Periodistas Inc. NY, tiene su historia con penas y glorias. Estemos o no de acuerdo esa historia existe.

La más reciente y efímera de la historia la escribió Ana Pereyra. De modo que el CDP, seccional de New York la ha pasado todas. Y ha tenido de todo. Ahora ya tiene su directiva efímera, (a lo Núñez de Cáceres) Se trata de la directiva encabezada por Pereyra. Si, la más efímera y capicúa de todas.

Ella, la Pereyra que mal ve a todos, que va repartiendo gestos y despotismo a la membresía que la eligió, como si fuera esencias, renuncio hace algunas semanas. Ahora bien, ¿cuál es su ascendencia moral, para tanto desdén hacia los demás?  Porque hay periodistas y periodistas…

Ella que se atreve mandar a callar a los colegiados, contestar saludos con desdén, insultar, hacer gestos, y menospreciar ha agregado a su haber la irrespetuosidad para con la tercera edad, en la cual ella también se estrena.

Acusar a sus colegas integrantes del CDP de ser “una barza de “viejos que no quieren superarse”, pero además es tan ilusa. Vender el cuento de “renuncia” porque se huele que el 5 de mayo, día en que se celebrará la primera Asamblea General de su directiva, la van a someter al consejo o tribunal disciplinario del CDP en RD, es asumir que todos somos “bobos”.

Recordemos los casos de las directivas de Mayra la Paz y de Alduey Sierra por haber infringido el capítulo de la Ley 1091 del CDP que establece que ningún secretario general, debe patrocinar o vincularse, a partidos políticos mientras esté al frente del CDP, tampoco hacer vendimias con el CDP, en juramentaciones y eventos públicos.

Los dos periodistas citados, lo hicieron al identificarse abiertamente en eventos del CDP con el Partido Revolucionario (Maldonado) en el caso de Mayra La Paz, y, el PLD (Leonel Fernández) en el caso de Alduey Sierra, respectivamente.

Pereyra repite lo mismo, al invitar a la juramentación del CDP a una persona cuyo partido y presencia representan recuerdos nefastos para los dominicanos, solo porque Ramfis Domínguez Trujillo -justifica ella-, es, “mi amigo personal”, ofreciéndole desde la plataforma del CDP, la oportunidad para hacer campaña política.

Ana Pereyra, en su ignorancia y sus ínfulas de “diva” parece no recordar que, en relación a los casos de vendimias citados, todo se resolvió en el marco del Movimiento Marcelino Vega y que hoy quienes gobiernan el CDP son los colegas del Movimiento Convergencia.

Ella será sometida al tribunal disciplinario, no por renunciar sino por la violación en referencia.

Alerta Movimiento Convergencia, los ojos de la membresía del CDP, están pendientes y espera esta vez no entren en blandenguerías. Pues ya no está el Movimiento Marcelino Vega, para echarle la culpa. No es un solo periodista del CDP, el que esperará a la Pereyra en la “bajaita”, son muchos, los que esperan ella sea sometida por el Tribunal Disciplinario del Colegio Dominicano de Periodistas. Además, en seis meses no se rescata un gremio.

Victimizarse y asumirse “heroína” no resuelve agravios.

Ana Pereyra, lleva años maltratando a la gente, y con un arribismo casi histórico. Hay datas: Desde que vivía en el Alto Manhattan y se instalara en New  Jersey, donde la periodista Kenia Hernández, realizò un trabajo excelente en la conformación de una seccional allí, acorde los requisitos de la ley del CDP, pero en una componenda sin precedentes Ana Pereyra, aúpo la formación al vapor de una seccional sin llenar los requisitos, dándole un golpe bajo a Kenia Hernández, seccional, que luego ella misma tuvo que abandonar porque otra periodista, (del Marcelino Vega) se emburujò con ella y le arrebatò la seccional.

Entonces se produjo el retorno de la Pereyra a NY y su integración nuevamente al CDP Inc.-NY, no obstante, continúò residiendo en New Jersey. ¿por qué?  Ser inteligente no basta parecerlo, ni gesticularlo, hay que serlo. A sabiendas que ella, la Pereyra, residía y reside en el Estado Jardín, el Movimiento Convergencia la promovió.  ¿Por qué?

Es bueno alertarle a mucha gente vinculados a los medios y a la comunicación, ya sean colegiados o no, que el CDP es una Ley del Estado dominicano y tiene reglas, estatutos, orden jurídico. También a la Pereyra, parece olvidársele muchas cosas al actuar de forma irresponsable, unipersonal, renunciando a una directiva que la eligió, tirándolo todo por la borda, solo para evitar la vergüenza de ser sometida al Tribunal Disciplinario, cuyo proceso de emplazamiento se levantará en la asamblea del sábado 5 de mayo.

La Pereyra se ha envuelto en múltiples conflictos en la directiva que encabeza, incluyendo mezclar salami (Cibao Meat) y presentación de libros, (el de Perfecto Martínez) olvidándose que al asumir el cargo al frente del CDP, debía colocarse en bajo perfil respecto a lo que mejor sabe hacer, negociante de la comunicación y no priorizar agendas vinculadas a sus contratos laborales como productora de un programa que procesa cuñas y tarifas.

Un evento del anunciante de la Pereyra, Cibao Meat, empresa propiedad del senador y político del PLD, Heinz Vieluf, (con un amplio prontuario de abusos domésticos y de poder contra la madre de sus hijos) debería ocupar un último lugar en la agenda de la Pereyra, al menos mientras estuviera al frente de la directiva del CDP. ¿Y, es fácil ?

Ana Pereyra no solo es la secretaria general más efímera, y despótica, sino la más irresponsable que haya tenido jamás el CDP, Inc. New York. (MV)

https://miriamventurajournalism.blogspot.com/2018/04/ana-pereyra-una-secretaria-general_26.html

Alimento para lectores que no comen salami

https://www.youtube.com/watch?v=QqDXRZJJ87I

425 Vistas
A %d blogueros les gusta esto: